jueves, 16 de noviembre de 2017

El día que Frida Kahlo murió, Diego Rivera dijo que ese fue el peor día de su vida porque vio demasiado tarde que lo mejor de su vida era su amor por ella. Y siempre ocurre, ¿no? Siempre llegamos o nos damos cuenta demasiado tarde de las cosas.

domingo, 20 de agosto de 2017

No hay nada más peligroso que enamorarse de una chica que te entrega todo, que se preocupa por ti, por si ya comiste, cómo fue tu día, la que puede ser una pervertida, pero, puede ahogarte con sus cursilerías.
Una de esas chicas que no cree en las historias de amor, pero, que cada día te hace vivir una, esa que escribe sobre ti, que te convierte en un alma inmortal.
Una chica que es tu amiga, que se convierte en tu amante, pero, que siempre es tu amor. Aquella que no te tiene pena, que te cuenta todo de ella, que se siente libre contigo, que te muestra que puede ser una hija de puta, pero, que también es demasiado frágil. Porque, mi amigo, de una chica así no te libras nunca.

La imagen puede contener: una persona, sonriendo, montaña, océano, cielo, exterior, agua y naturaleza

sábado, 29 de julio de 2017

I like that “good morning, princess” / “morning baby” kinda relationship. The no games, great communication, lots of sex, lots of kissing, lots of cuddling, lots of flirting, lots of being goofy kind of relationship. The kind that makes you want to run 100 miles, read books, clean up your bad habits kind of love.

Be alone. Eat alone, take yourself on dates, sleep alone. In the midst of this you will learn about yourself. You will grow, you will figure out what inspires you, you will curate your own dreams, your own beliefs, your own stunning clarity, and when you do meet the person who makes your cells dance, you will be sure of it, because you are sure of yourself.

No duele tu ausencia, duele tu intermitencia. 
No te quedas ni te vas, y no se puede extrañar a quien no se va, ni olvidar a quien se queda.

sábado, 22 de julio de 2017

Cuando tengan una pareja, tengan mucho cuidado con aquellos que los observen y resuenen un "Aww, qué lindo" con ese tono característico de que se ven adorables.
Pueden ser las palabras y entonaciones más hipócritas que escucharán en toda su existencia. Probablemente esa persona quiera ser el que se vea adorable y le digan el "Aww, qué lindo" con quien fue o es tu pareja.
Y lo sabrán con tiempo. Confíen en su sentido arácnido.

martes, 4 de julio de 2017

"Hay algo bien cierto, que la vida sigue.  Quiero que sigas avanzando, cayendo, pero avanzando. Y sí, no te sientas mal por sentirte mal. O sea, puedes caer en ansiedad miles de veces, no es malo, o no lo es tanto como estancarse. Porque con un abrazo o una palabra te podría animar, pero si llegases a quedarte sin hacer nada, pienso que es peor. Te entiendo, por eso te apoyo, te escucho y aconsejo. Ten calma, la ansiedad como las crisis no son eternas. A la hora de la verdad la ansiedad se alivia y puedo decirte que estarás mucho mejor. Él, ese muchacho fue y es muy importante para ti, nadie lo negará, pero quiero y necesito que te sientas hermosa, valiente, capaz, decidida y muy feliz y agradecida con lo que Dios te da. Ten calma, no te me ansíes, perdemos para ganar. Perdemos amistades o relaciones por alguna razón. Si se van 2, llegan 10. O si se van todos, llegará uno que equivale a todos los que se fueron. Tenemos personas en nuestras vidas temporales. Queremos tenerlas por siempre, pero hay cosas que sólo Dios lo sabe.
Yo en un momento me fui, dos veces regresé. 
En cierta forma aprenderemos, y quiero que aprendamos juntos, y por las buenas".

martes, 27 de junio de 2017

Volver a comenzar, planear un anhelado retorno a la felicidad, reconstruir tu vida y levantarte para vivir nuevamente el amor. Cuando terminas una relación es como si una persona muriera: no lo volverás a ver ni a saber de él, las cosas que hacías no volverán jamás y verlo a diario termina porque simplemente ya no es posible. Vives el duelo, la negación y después intentas superar esa ruptura como los grandes, comienzas tu vida de cero, sin nadie a tu lado, viviendo para ti, siendo libre, independiente y fuerte.

Los demás siguen su curso normal pero algo dentro de ti ha cambiado, ya no eres la pareja de nadie, tu historia de felicidad por siempre ha acabado, no hay nadie que pase por ti, que te lleve flores, te haga sentir mejor, te diga un “te amo” o cocine a tu lado por el simple hecho de cocinar. De pronto estás sola contra el mundo que parece imposible de sortear hasta que te das cuenta que eres feliz e independiente de ese modo.

Pronto retomas tu vida, te das cuenta que no es tan malo estar sola, conoces más personas, eres dueño o dueña de tu tiempo, nadie te cancela porque no haces un compromiso formal y engorroso con alguien, aprendes más sobre ti, aprendes más sobre el mundo y te das cuenta de lo que realmente quieres. Sabes que la vida sigue y que, tal vez, esa relación tenía que terminar en ese momento. Ya no hay palabras incómodas, falsos ánimos, tristezas disfrazadas o eventos familiares ajenos a los tuyos.

Ahora sólo te preocupas por ti y debes aprender a conocerte. La vida se hace más sencilla pero aún hay algo que anhelas, una alegría de pareja que esperas vivir otra vez. 

La imagen puede contener: 2 personas, personas de pie

lunes, 24 de abril de 2017

"Today I am wearing lacy black underwear 
For the sole purpose of knowing I am wearing them 
And underneath that 
I am absolutely naked 
And I’ve got skin 
Miles and miles of skin
I’ve got skin to cover all my toughts like Saran Wrap
That you can see through to what leftovers are inside from the night before
And despite what you might think My skin is soft
And smooth
And easily scarred
But that doesn’t matter, right?
You don’t care about how soft my skin is
You just want to hear about what my fingers do in the dark
But what if all they do is crack open windows?
So I can see lightning through the clouds?
What if all they crave is a jungle gym to climb
For a taste of fresher air?
What if all they reach for is a notebook to scribble if not a hand to hold?
But that’s not the story you want
You are licking your lips and baring your teeth
Just once I would like to be the direction someone else is going in
I don’t need to be the water in the well
I don’t need to be the well
But i’d like to not be the ground anymore
I’d like to not be the thing people dig their hands in".


viernes, 24 de marzo de 2017

Hay amores que duran para siempre, aunque terminen

Siempre te dije que formarías parte de mí para toda la vida, siempre te dije que ocuparías en mi corazón ese espacio como tú solo sabes hacerlo, que nadie podría sustituir tus caricias en mi piel y sobre todo en mi alma, eres parte de mí y eso nada lo podrá cambiar, pretender que nuestro amor terminará por el hecho de no estar juntos físicamente no es más que una ilusión, uno de esos chistes que no entiendes, pero que quizás te sonríes por aparentar…
 Tal vez fuimos exagerados para pensar que por siempre estaríamos juntos, sin embargo, pienso que más bien fuimos conservadores, que lo nuestro va más allá de lo entendible, de las dimensiones que acá manejamos, nuestro amor sencillamente durará para siempre, ese “para siempre” que rompe las fronteras entre la vida y la muerte y nos lleva sencillamente al infinito…

Cuántas historias de amor concluyen sin que ese amor que sentían se vea afectado, cuántos “ése es el amor de mi vida” escuchamos pronunciar de personas que piensan a lo lejos en ese ser especial.
El amor es el sentimiento más puro y más resistente si es verdadero, si se manifiesta sin apegos y sin necesidades, es incondicional y eso incluye considerar que las personas que lo viven puedan estar separadas o haber concluido una relación.

Son muchos los motivos por los cuales una pareja puede decidir terminar una relación amorosa y en muchos casos el amor, si a ese punto no lo ha hecho, se va desvaneciendo a medida que pasa el tiempo. Sin embargo, en muchos casos el amor permanece a pesar de la ruptura, a pesar de las circunstancias y del tiempo transcurrido. Son amores que se atesoran en el corazón quizás para solo susurrarlos de vez en cuando, con la intención de que únicamente nosotros los escuchemos.

Los amores que perduran una vez acabada la relación pueden representar un problema para las personas que lo viven, puesto que pueden manifestarse como una limitación para estar con quienes resulte más viable entablar una relación.
Hay quienes pasan toda su vida solo esperando volver a estar con una persona, hay quienes idealizan en su mente a quienes aman y nadie puede alcanzar los altos estándares que despierten un interés real y existen los que conscientes de que la relación terminó y que seguirán amándose retoman sus vidas de la mejor manera.
Definitivamente la condición preferida por la mayoría para experimentar el amor es estar juntos, contar con esa persona, sentirla y tenerla, pero si esto no es posible, se debe, sin pretender arrancar ese amor de la mente y del corazón, darle un lugar que no interfiera con lo que resta de vida.
Vivir el amor parece cotidiano, pero no muchos llegan realmente a sentirlo, así que independientemente de la conclusión es conveniente agradecer por la experiencia, por la satisfacción que genera vivir ese sentimiento, con la intensidad necesaria como para que resulte en un placentero para siempre.


domingo, 12 de marzo de 2017

Que delgada es la línea entre amarse a uno mismo y amar a los otros. Llegué a un momento en el que me volví completamente ciega y me negué a aceptar que estaba atrapada en un amor unilateral, en el que daba mucho y recibía poco, pero a pesar de mi terquedad sabía que estaba atrapada en un romance sin amor ni propósito. 
Dejé de quererme para quererte a ti y ese fue mi más grande error. Me aferré a ti porque sabía que ya te habías ido, que estábamos físicamente juntos pero no emocionalmente, que tu corazón ya no estaba a mi lado y aún así quería sujetarte tercamente porque no quería aceptarlo. 
Yo te amaba, pero tú no y darme cuenta de eso fue quizá lo más difícil que tuve que hacer. 
Desprenderme de nuestra historia era doloroso, destructivo, casi imposible, pero necesario. Ya era más que suficiente de migajas de tu amor, de ausencias, de descuidos, mismos que yo me empeñaba en justificar simplemente porque era muy doloroso aceptar la realidad.
Un día desperté y me sentí hastiada, no de lo "nuestro" ni de ti, sino de mi. Del poco amor que me tenía, de mi cobardía y de mi autodestrucción. Me vi en el espejo y no pude reconocerme, había cambiando tanto que ya no era yo. 
Por eso necesitaba liberarme de nosotros, de mi, de ti...necesitaba volver a respirar y aceptar que el amor que sentía por ti seguía ahí, pero que el tuyo había desaparecido hacía mucho. 
Entonces me armé de valor y declaré a mi corazón que no era que hubiese dejado de amarte, sino que había comprendido después de mucho tiempo, que eras tú el que no me amaba. 
Así que me fui y tomé un camino por el cual sigo avanzando, arrastrando de vez en cuando con tu recuerdo.
Sí, aún te amo, pero ya no te necesito, ya no te respiro, ya no te anhelo. Aún te amo porque un sentimiento tan fuerte como el que tuve por ti no puede desaparecer en un par de días, quizá no pueda desaparecer en años, pero debo marcharme. No soy indispensable para ti y ya mucho me lo haz dado a entender.
Ahora que por fin he alcanzado "tranquilidad" otra vez, lo único que puedo lamentar es que nos hayamos amado en momentos diferentes; yo aquí y tú allá, pero nunca juntos, nunca "nosotros" y lo más triste de todo es que si algún día decides volver creo que yo estaría dispuesta a seguirlo intentarlo sólo si me muestras lo verídico que es tu amor por mí ya que tampoco creo que en todo lo que vivimos no hayas sentido nada por mí, y aunque me haz disparado, por ti soportaría un par de disparos más...
Pero te haz ido, y dijiste que no esperara nada de ti. Nada que no fuese una amistad, pero pareces más bien un fantasma, sólo están tus recuerdos.
Perdonar y olvidar, es una falacia, la que esté libre de recuerdos que lance la primer piedra. A pesar de saber que guardar rencor, es como tener una daga amarga atravesada en nuestro interior que nos va partiendo poco a poco cuando nuestra mente explora el pasado. Sin embargo, perdonamos pero no olvidamos.
Saber esto y comprenderlo, sólo genera un argumento para no conceder ni siquiera la gracia de la absolución a quienes traicionan tu lealtad, después de todo, sólo se perdona cuando de verdad se ama. Sin embargo, sin saber tu historia y el porqué estás leyendo esto, te aconsejo: ¡no lo perdones!
Aunque estoy segura de que alguien ya te dijo: “debes perdonar a quien te dañó para poder estar bien contigo misma y poder seguir adelante”, puede que tenga razón, aferrarte a un sentimiento negativo no te deja nada bueno, te resta en vez de sumar, pero sinceramente yo pienso todo lo contrario, gracias a lo que yo he vivido.
Antes perdonaba a quien sea por lo que sea, creía que la gente no tenía una verdadera intención de dañarme, hasta que me di cuenta que perdoné de más y a personas equivocadas, solo provoqué que estas tuvieran nuevamente oportunidad para lastimarme, y tenían la confianza de que yo seguiría ahí para ellos.
Viendo a mi mascota, llegué a compararme y llegué a la conclusión, de que con todo el respeto que me merecen estos seres divinos, pero NO SOY UNA PERRA, un animal doméstico, que lo puedes patear, y que con sólo hacerle cariñitos, regresa a su amo, moviendo la cola, como si nada hubiera pasado.
 Por eso te aconsejo: ¡No lo perdones!, no seas como yo, el animal doméstico de esa persona, que le di la fuerza de ser mi amo, mi dueño, “el que me da de comer”, me maltrata y con sólo sobarme la cabeza, le muevo la cola y trato de hacer una gracia para que no se vuelva a enojar conmigo. ¡No quiero ser su perra nunca más!.
No puedo negar que hay personas que realmente después de equivocarse cambian o más bien mejoran, yo soy una de ellas y también he sido esa a la que no debiste perdonar. Pero así aprendes a ser una persona más humilde, a reconocer a las personas que valen la pena y poder alejarte de aquellas que son nocivas.
Con el tiempo, con las cicatrices por lo vivido, aprendes a reconocer a las personas que no merecen un espacio en tu vida, tú sabes qué hicieron y no tienes que explicárselo a nadie, no tienes que hacer lo correcto, con solo decirle bye, bye en la mente, ¿sabías que una forma de “matar” a alguien es nunca mencionarlo? Así de fácil, deja de existir.
Si lo alejaste de tu vida, no intentes volver a introducirlo, recuerda porqué lo hiciste. Y si no abriste esa brecha final de amabilidad frente al otro, no volverá, no tendrá la fuerza nuevamente para entrar en ti y realmente no lo necesitas, no necesitas aligerar su carga repartiéndola en tu espalda.
No sé si existe el karma o alguna fuerza del universo que retribuya lo bueno y lo malo, pero tengo fe en que si tú no permites que alguien se libere del daño tal vez aprenda algo, tal vez crezca y lo haga mejor en el futuro con otra persona y entonces valga la pena.
No lo perdones, mucho menos si no te lo ha pedido, aquellos que a pesar de ver tu sufrimiento no aligeran el paso, no detienen el filo, no merecen ser perdonados como acto de una compasión que ellos nunca mostraron.
Si hay un Dios que se le confiere el don de perdonar, que Él sea entonces el sabio y dé el veredicto, tú no tienes que hacerlo.Tú puedes maldecir por todo lo alto si es necesario, porque te dañaron y realmente nadie lo merece porque todos somos humanos y contrario a lo que muchos excusan. ¡Si sabemos lo que hacemos!
No lo perdones, pero si sigue adelante, va a llegar un punto en el que ya no va a doler tanto e incluso dudarás de por qué estabas tan enojada. Eso se llama olvido, puedes olvidarlo, pero si no quieres no lo perdones.
Sonará apocalíptico, pero yo lo he visto y he escuchado tantas historias y sé que hay seres que te absorben el amor, se alimentan de lágrimas, te arrebatan las ganas, que aplastan tu determinación y se burlan de tu valentía… y no, no tienes que perdonarlos.
 Nadie que te haya traicionado, que te haya herido, que nunca se haya disculpado por el dolor que ha causado merece un espacio en tu mente y en tu corazón, un mal recuerdo, despertarte a la mitad de la noche, llorar, detenerte de disfrutar, cambiar el camino, no levantarte de la cama… lo que merecen es ser olvidados. Y no es necesario perdonarlos.
Tú tranquila, todo va a estar bien, te acabas de quitar un alacrán del calzón, así que respira y siente tu libertad de ese que se creyó tu amo, ese que pensó que siempre estarías ahí para él. Todo seguirá su camino, como el rio fluye, solo recuerda que no estás obligada a nada más que tu bienestar, rodéate de las personas que te hacen sentir bien en todo momento, esas personas no harán nada por dañarte, porque les importas, porque ellas no requerirán de tu perdón.

viernes, 3 de febrero de 2017

Maracaibo, 10 de Julio, 2016.
Mi Jazz...
Acaso es el inicio del día corazón, sin una justa atribución
la vida se ha vuelto más disfrutable de repente, pero nunca más
difícil por depender de ti, ya me es imposible soñar si es lo que
vivo hoy en día.

No me engañes por favor si yo te
pido la verdad, si acaso lo que sientes
está fuera de mí, lo guiaré...
No hay un adiós que no valdrá la pena
si puedo estar junto a ti.

Vacilando risas que siempre me hipnotizan.

Lo normal es que yo en mi mente transite,
solo, pero ya no más.
Estás hoy junto a mí, de una manera u otra,
dándole sentido al significado del amor,
quererte siempre tiene que sentirse bien,
eres arte cual yo contemplo y no ha de
cansarme nunca verte, embriagada de deseo.

Al abrazarte, eres mi centro, no quiero soltarte
¿Acaso sentirte así por alguien puede perjudicar
mis sentidos? No lo sé.
No quiero pensar en eso, no quiero pensar en
nada que no seas tú.


El frío aire nunca se sintió más pesado ahora
que no estás cerca de mí, y espero paciente,
contando las horas para alegrarme,
sabiendo que pronto te volveré a ver.
Mi amor, mi romance, te quiero y me encantas.
Mi pasión, mi dolor...
Feliz cumpleaños. Mi Jazz...

La imagen puede contener: 3 personas, gafas de sol, selfie y primer plano

miércoles, 1 de febrero de 2017

"Y yo elegí quererte y asumir las consecuencias. Elegí que seas tú quien llenes mis días de sonrisas. Elegí temblar en ti, de ti, contigo. Elegí tu voz, elegí coleccionar instantes y que dejes huellas en mí. Elegí quitarme la coraza para ti, elegí obedecer impulsos y volar sin red de protección. Elegí arriesgarme. Te elegí a ti."

“No te voy a pedir que me des un beso. Ni que me pidas perdón cuando creo que lo has hecho mal o que te has equivocado. Tampoco voy a pedirte que me abraces cuando más lo necesito, o que me invites a cenar el día de nuestro aniversario.
No te voy a pedir que nos vayamos a recorrer el mundo, a vivir nuevas experiencias, y mucho menos te voy a pedir que me des la mano cuando estemos en mitad de esa ciudad.
No te voy a pedir que me digas lo guapa que voy, aunque sea mentira, ni que me escribas nada bonito. Tampoco te voy a pedir que me llames para contarme qué tal te fue en el día, ni que me digas que me echas de menos.
No te voy a pedir que me des las gracias por todo lo que hago por ti, ni que te preocupes por mí cuando mis ánimos están por los suelos, y por supuesto, no te pediré que me apoyes en mis decisiones. Tampoco te voy a pedir que me escuches cuando tengo mil historias que contarte. No te voy a pedir que hagas nada, ni siquiera que te quedes a mi lado para siempre.
Porque si tengo que pedírtelo, ya no lo quiero.”
Frida khalo.

Una felicidad auténtica que te haga liberar de todo resentimiento y odio. Ser libre implica soltar y hasta amar lo que algún día se odio para así perdonar y seguir en el camino.

viernes, 27 de enero de 2017

It took me too long to learn that just because you love someone, doesn’t make them worthy of your affections; and just because they love you back doesn’t mean they deserve to stay.

domingo, 8 de enero de 2017

Quería darte las gracias
por no rendirte conmigo, por no sucumbir ante los malos momentos, por seguir luchando. Porque aunque hayan cosas malas, las buenas nos hacen seguir
Cuando estaba en el colegio un día dijeron que el amor es como un avión. Al principio tiene muchísima fuerza y despega a toda velocidad
pero luego se trata de mantenerlo en el aire
y puede haber tempestad
pero depende de nosotros que el viaje continúe
Te adoro ❤

jueves, 5 de enero de 2017

I treat myself like I would my daughter. I brush her hair, wash her laundry, tuck her in goodnight. Most importantly, I feed her. I do not punish her. I do not berate her, leave tears staining her face. I do not leave her alone. I know she deserves more.
I know I deserve more.