domingo, 7 de noviembre de 2010

¿Has tenido alguna vez un sueño que parecía tan real que al despertarte no sabías que creer? ¿Qué harías si lo que pensabas que era cierto, no lo es? ¿Y si lo que pensaste que no era verdad… lo fuera? ¿Olvidarías tus sueños con laesperanza de encontrar una realidad más perfecta? Algunas veces la vida resulta más extraña que los sueños y la única manera de despertar, es enfrentarnos a las mentiras que escondemos en nuestro interior. Sólo nos queda la esperanzade que en los momentos más oscuros, no estemos solos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario